Liturgia

Jesucristo, Rey del universo

wp-1479400622065.jpg

Este es nuestro Dios, convertido en hombre a través de una mujer pura y limpia del pecado original. Anunciado desde siglos antes como el Mesías que salvaría a su pueblo y quien estuvo tres años enseñando la Palabra del Padre a la gente y al mismo tiempo obrando milagros para corresponderla, así estuvo hasta que se sacrificó en una cruz de manera horrible para perdonar al mundo.

Realmente, un Dios que se entrega como hombre a sus hijos y deja que le sacrifiquen para así poder luego salvar al resto, es un Dios de amor. Aunque en ciertos momentos Jesús tuvo que reprender a algunos, Él siempre fue un ser hecho totalmente de infinito Amor para nosotros. Porque si reuniéramos el amor de todas las personas del mundo, no bastaría para llenar el recipiente donde guarda el suyo nuestro Señor.

Comenta qué te ha parecido, y si lo puedo mejorar...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s